Busque su música en nuestra web

"The Cotton Club": La música de ensueño de un legendario club de jazz


El Cotton Club fue un mítico club nocturno de Nueva York que  consiguió mantenerse abierto en Harlem, en el barrio negro de Manhattan (aunque generalmente denegaban la admisión a los consumidores afroamericanos), durante la Ley Seca de los años veinte.
El local, impulsado por el campeón de los pesos pesados Jack Johnson y el gángster Owney Madden, fue una sala  referencial en su época, ya que se convirtió en el escaparate de las principales novedades musicales del momento, impulsadas por personalidades como Duke Ellington, Count Basie, Bessie Smith, Ella Fitzgerald, Louis Armstrong, Nat King Cole, Billie Holiday o Ethel Waters, entre otreos muchos. Los domingos eran frecuentes las "Celebrities Nights", a las cuales asistían de público personas destacadas de la política y la cultura, como George Gershwin, Al Jolson, Mae West, Irving Berlin, Eddie Cantor, el alcalde de Nueva York Jimmy Walker u otras celebridades.
Basándose en la historia de esta sala majestuosa, en el año 1984, Francis Ford Coppola realizó una película músical de auténtico ensueño protagonizada, entre otros muchos, por Richard Gere, Gregory Hines, Diane Lane, Bob Hoskins, Nicolas Cage, James Remar y Laurence Fishburne. Con un diseño de producción excepcional que no se ha vuelto a repetir hasta que casi treinta años después Lionsgate Televisión creara la serie de televisión "Mad Men" con un estilo visual absolutamente hipnótico, "The Cotton Club" sedujo a parte de la crítica, y a muy pocos espectadores, con una historia de jazz y mafia contada como solamente es capaz de hacerlo el director de "El Padrino".
Pero lo que aquí nos interesa es la música y "The Cotton Club" contiene una banda sonora impresionante, creada por el recientemente fallecido John Barry, en la que la mayoría de los cortes son reinterpretaciones de temas del inolvidable director, compositor y pianista Duke Ellington.
En el disco se recogen canciones de swing, dixie, ragtime, y blues, y se escuchan con contundencia trompetas únicas, clarinetes desbordados, trombones incansables, contrabajos siempre presentes, baterías precisas y un sinfín de instrumentos que convirtieron el "Cotton Club" neoyorquino en un auténtico e impresionante delirio musical.

Comparte tus canciones en nuestro Muro de Facebook
Síguenos en Twitter
Suscripción gratuita a la e-Revista Canciones en el Recuerdo

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Enlaces de Interés

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...